Este Arco de la Manquita de Utrera es una de las puertas de acceso que se conservan de la que fue la fortaleza de Quesada. Se llamó Arco del Mesón antes de recibir su nombre actual. Es difícil datar cronológicamente estos espacios ya que han sido alterados durante siglos .En el caso de del arco de la Manquita de Utrera pensamos que su procedencia no es musulmana debido a la proximidad de la puerta del de los Santos, también por que su ubicación no se ajusta al trazado urbano, mas bien como si el abrir este acceso hubiera sido algo aleatorio. Desde luego debió de tener una funcionalidad urbana cuando se construyó, posiblemente aliviar el acceso de entrada y salida a los pobladores intramuros del recinto fortificado.

 

 

En él se han colocado modillones procedentes de alguna construcción visigoda de la zona. En nuestra opinión esta puerta debe ser bastante reciente pensamos que posiblemente a partir del S.XVII, cuando Quesada comenzara a tener un amplio crecimiento extramuros produciéndose la demolición de parte de las murallas y quizás la apertura de esta puerta que enlaza con las bellas calles del Cinto, Alcaidía, Las Posadas, La Casa sin Puerta y el Arco de los Santos.